Posts etiquetados ‘Juan Carlos Oliva’

Aquella foto empezó a propagarse como la pólvora. La imagen es clara, no miente. Un chaval con una camiseta blanca y un dibujo de un disco de vinilo en el pecho sonríe y mira fijamente al objetivo de la cámara, que él mismo sujeta. A su lado, también sonriente, con un vaso lleno de un líquido transparente, Berry Powel (Utrecht, Países Bajos, 02-05-1980) posa para la instantánea con naturalidad y una mirada cómplice. El escenario: un bar de copas de Reus. A las pocas horas, a la mañana siguiente, esa foto ya decoraba varias páginas de seguidores del Nàstic en Facebook, muchos de ellos indignados. El delantero estrella del equipo, lesionado, se dejaba ver de noche mientras sus compañeros luchaban por salir de la última plaza de la tabla. En el club, donde enseguida tuvieron conocimiento de la salida, se echaban las manos a la cabeza. Pero la incredulidad pronto dejó paso a la furia cuando, un día más tarde -el lunes- Powel comunicaba al médico del equipo que su lesión muscular había empeorado y, tras una exploración, el diagnóstico cayó como una losa: había que operar y el periodo estimado de baja sería de tres meses. Prácticamente, significaba decir adiós a la temporada. Tras unos pocos días de deliberación, el presidente del club, José María Fernández, anunciaba que se le rescindiría el contrato por un acto de indisciplina.

Así, por la puerta de atrás, en medio de una polémica entre lo surrealista y lo cómico, acababa la trayectoria del delantero más sorprendente que ha tenido el Nàstic en los últimos tiempos;  Berry Powel, un mercenario que llegó casi por casualidad a Tarragona y que se había convertido en ídolo del Nou Estadi, deja a los grana huérfanos de gol justo cuando más lo necesitan para dejar de asomarse al abismo de la Segunda B. Esta es la historia del auge y posterior caída del punta holandés.

(más…)

Anuncios

Nada más enterarse de su destitución como técnico del Nàstic, todos los amigos y conocidos que agarraron el móvil para mandar un mensaje de ánimo por Whatsapp a Juan Carlos Oliva (Lleida, 04-01-1965) se encontraron con un estatus de lo más desconcertante. “¡Motivado!”, rezaba el pequeño texto al lado del nombre del ya ex técnico grana. El hombre que acababa de perder el trabajo después de encadenar 11 partidos sin ganar encajaba el golpe con una sonrisa. Y, en cierto modo, era normal. La destitución en Tarragona no era, ni de lejos, la experiencia más amarga de una carrera trufada de experiencias extrañas, de anécdotas que se mueven entre lo surrealista y lo bizarro y que modelaron a un personaje con peripecias dignas de una novela de Dickens.

Su trayectoria, todavía a medio escribir, es una auténtica montaña rusa: debutó en Primera antes que en Segunda; negoció -y rechazó- contratos millonarios en un jacuzzi; temió por su vida en Grecia y lo dejaron en la estacada cuando ya se veía dirigiendo a un equipo histórico del fútbol español, entre otras lindezas. Así es la azarosa vida de un entenador que, pese a todo, sigue irradiando energía positiva. “Todo forma parte de un proceso. Hay que aprender a gestionar todas estas subidas y bajadas. De todo se puede sacar una buena conclusión”, reflexiona. (más…)